Diario Digital
Junín. Bs. As. Argentina - Jueves, 17 Agosto 2017 22:11 hs.
Untitled Document
 
18-05-2017 | 23:25
 
Se continúa con el terraplén de defensa a la vera del Río Salado
 
El Gobierno de Junín avanza con las tareas para la construcción de terraplenes a la vera del Salado, con el objetivo de defender las viviendas ubicadas en la zona ribereña. Vale recordar que esta acción se lleva a cabo con máquinas retroexcavadoras que el municipio gestionó ante la provincia ante la situación hídrica que atraviesa toda la región.
 

 Hace unos días, el Gobierno de Junín comenzó a realizar terraplenes de defensa en toda la margen del Río Salado. El objetivo de estos trabajos es defender las viviendas que se encuentran allí y para realizarlas se utilizarán, en total, 9 máquinas retroexcavadoras.


En ese marco, y tal a lo que había anticipado, se está haciendo un terraplén para defensa y prevención de todo el casco urbano, concretamente en el sector comprendido desde Costa Verde, hasta calle Posadas, lugar donde se concentra la mayor presencia de viviendas. El objetivo de estos terraplenes es defender a todas las viviendas que están a la vera del río ante un posible desborde por posibles grandes lluvias que puedan ocurrir.


Cuando comenzaron estas tareas, el Municipio aseguró que la consigna de todas las acciones que se llevan a cabo es anticipar y que, por eso, cuando nadie hablaba del agua, "ya se tenían bombas puestas, se tomaban medidas de los niveles de las lagunas, y se tapaban alcantarillas. También hoy, y como no se sabe qué pasará con el clima, se comenzó con este trabajo de prevención, que consiste en levantar la cota del terraplén por donde circula el agua, generando un mejor margen de contención, ante cualquier contingencia y esperando más lluvias".


En el momento de inicio de los trabajos, el Jefe del Gobierno de Junín, Pablo Petrecca, había asegurado que la prioridad de su gestión, hoy, "es atender la situación hídrica" y que, con este terraplén, "se está generando un metro más de contención desde Costa Verde hasta Posadas, en los lugares más bajos del Río Salado, y así anticiparnos ante un posible desborde, que no sabemos si puede ocurrir, pero tampoco que no. Diez kilómetros de defensa, un trabajo en el que no sólo se coloca la tierra, sino que además se la envuelve con un plástico, para compactar artificialmente la tierra de los terraplenes".

  
 
Imprimir esta noticia
imprimir compartir

click en foto para ampliar

 
Diario Digital
Todos los derechos reservados © 2012